Ahorrar en APV

Conoce más sobre ahorrar en APV

El APV, o Ahorro Previsional Voluntario, está diseñado como un producto de ahorro adicional a tu cotización obligatoria del 10%, con foco en complemento para tu futura pensión. Con APV puedes acercarte a la pensión que quieres o incluso adelantar tu edad de jubilación y al igual que en tu cuenta obligatoria, puedes escoger hasta 2 de los 5 Multifondos.

Otra característica importante del APV, es que ayuda a compensar periodos en los que, por distintos motivos, tengas sin cotizar. Además, si ahorras en APV tiene importantes beneficios tributarios.

¿Cómo puedes ahorrar?

Existen dos opciones para realizar tu ahorro en APV: Descuento por Planilla y Depósito Directo. Puedes descontar mes a mes, la cantidad que tu deseas de tu sueldo e invertirlo directamente en APV.

Con el Descuento por planilla, puedes descontar mes a mes la cantidad que tú quieras de tu sueldo e invertirlo directamente en APV. (Este descuento es realizado por tu empleador mensualmente) Esta es una excelente opción para que el ahorro se haga automáticamente todos los meses y además así “no ves” ese dinero, y minimizas la tentación de ocuparlo en otra cosa. Si eres cliente Cuprum y quieres comenzar a ahorrar mensualmente, ingresa aquí.

Por otro lado, puedes ahorrar a través de Depósito Directo, que es un depósito único que puedes hacer las veces que quieras y ahorrar el monto que más te acomode. Si eres cliente Cuprum, y quieres ahorrar 100% online en nuestra página web aquí.

Los beneficios de ahorrar en APV son varios, pero el primero dependerá del régimen tributario que selecciones.

¿Cuáles son los regímenes tributarios?

Si ahorras en APV, puede tener diferentes beneficios, dependiendo el régimen que elijas:

  • Régimen A: El Estado te premia con un 15% adicional de lo que ahorres en el año, este premio lo recibirás como un “Bono Fiscal” en tu cuenta de APV al año siguiente y tiene un tope de 6 UTM. Por ejemplo, si este año ahorras $1.000.000, el Estado te premiará el próximo año con $150.000 adicionales a tu ahorro y que servirán para aumentar el monto de tu futura pensión.
  • Régimen B: Este régimen rebaja tu base imponible, por lo tanto, pagas menos impuesto a la renta hoy, y tiene un tope de 600 UF anuales. Así hoy no pagarás impuesto por este ahorro y se postergará hasta cuando te jubiles.

Y ¿Cómo sé qué régimen elegir?

Esto dependerá del monto de tu sueldo.

Si tu sueldo es menor a $4.110.000 aprox., te convendrá el Régimen Tributario Letra A, donde el Estado te entrega como premio al ahorro un 15% de tu ahorro anual, por ejemplo, si ahorras $1.000.000 durante el año, tendrás una bonificación o premio de $150.000.

Si tu sueldo es mayor a $4.110.000 aprox., que es equivalente a decir que tu tasa de impuesto es superior al 13,5%, la opción más conveniente será el Régimen Tributario Letra B, ya que no pagarás el impuesto que te corresponde sobre lo que ahorres, postergando este pago para cuando te jubiles y además rebajas tu base por la cual pagas impuestos en el año. ¿Por qué esto es importante? Porque se espera que al momento de tu jubilación pagarás impuestos por un monto menor al actual.

Además, el Beneficio Tributario de este Régimen lo convierte en una alternativa de protección ante cesantía, ya que, al necesitar retirar tus ahorros estando cesante, la tasa de impuesto sería menor a cuando se hizo el ahorro.

¿Hay algún límite para estos ahorros en APV en el año?

Puedes ahorrar cuanto quieras en APV al año, no obstante, el beneficio tributario correspondiente a cada régimen sí tiene topes. Para el Régimen Tributario Letra A, el 15% de Bonificación de tu ahorro, tiene un tope de $379.194 1 aprox. (6 UTM), mientras que, para el Régimen Tributario Letra B, el tope es de $21.678.1862 aprox. (UF 600) si lo haces a través de un Depósito Directo, o $1.806.651 aprox. (50 UF) mensuales si realizas Descuento por Planilla.

¿Y si necesito, por cualquier motivo, retirar este ahorro?

Al ser voluntario, claro que puedes hacer retiros en caso de necesitarlo. Puedes realizar giros a tu cuenta bancaria o en Servipag. Los plazos de pago dependerán del monto retirado, e irán de 1 a 5 días hábiles.

Importante:

Si tus ahorros están acogidos al Régimen B, deberás pagar el impuesto correspondiente, junto a un cargo adicional que va entre el 3% y 7% sobre tu tasa de impuesto (global complementario). En el caso de tenerlos en el Régimen A, deberás devolver la bonificación que recibiste por el monto que estés retirando y pagar los impuestos de la rentabilidad que estos hayan generado solo en el caso de que esta sea mayor a $1.895.970 aprox. (30 UTM).

¿Hay costos asociados a estos giros?

En Cuprum, no hay comisiones por hacer estos giros. Sin embargo, sí debes tener presente que los beneficios tributarios pueden perderse según el caso.

¿Y cuáles son las comisiones de APV?

Nuestra comisión de APV es un 0,6% anual del saldo administrado. Por ejemplo, si en tu cuenta de APV tienes $1.000.000, se cobrará una comisión mensual de $500, lo que equivale a $6.000 al año.

En resumen: APV es un producto pensado para aumentar tu pensión donde además de la rentabilidad ganada por tu ahorro recibes beneficios extras por temas tributarios. Elige el régimen que más te convenga de acuerdo al sueldo que tengas.

(1) Valor UTM agosto 2023

(2) Valor UF 31 de agosto 2023

Este post ha sido visto 4975 veces

Te puede interesar:
Lagunas Previsionales Sistema de AFP
Lagunas Previsionales
Ver más
Cartera de Inversiones de los Multifondos Sistema de AFP
Cartera de Inversiones de los Multifondos
Seguir Leyendo
Conoce tu Comprobante de Pago de Pensión CUPRUM Momento de pensionarme
Conoce tu Comprobante de Pago de Pensión CUPRUM
Seguir Leyendo